26.05.2017 Galego  |  Español  |  English  |  Français  |  Deutsch

Historia, escudo ...

HISTORIA

Los numerosos restos encontrados de poblados de cultura castrexa, de elementos romanos y la gran necrópolis de la zona de A Lanzada confirman la existencia de población humana en Sanxenxo 4.000 años a.C. Los promontorios de la costa servían como fortalezas naturales para la población existente. Entre ellos destaca A Lanzada, que hasta la Edad Media era uno de principales enclaves para defenderse de las invasiones de normandos y sarracenos.

La sal ocupa un lugar importante en la historia de Sanxenxo. En Noalla, los fenicios encontraron las condiciones naturales para crear los grandes depósitos donde salaban el pescado que luego trasportaban a cualquier punto del Mediterráneo. La importancia de estas salinas llega hasta el siglo XVIII y explica el alto índice de población que tuvo esta zona en la antigüedad.

Los primeros contactos de la población indígena con los romanos corresponden a la expedición de Publio Craso en el siglo II a.C. Posteriormente, fue el propio Julio César quien recorre las rías gallegas y entabla relación con los indígenas “castrexos".

Entre los siglos V y X, Sanxenxo padeció constantes ataques y saqueos de vándalos, normandos y musulmanes. En el año 952, el Obispo Sisnando II ordena la construcción de la fortaleza de A Lanzada, que formaba parte de la defensa marítima de Santiago de Compostela junto con las torres de Catoira y Cambados.

Durante los siglos XI y XII, los sarracenos saquearon la costa causando

graves daños al comercio marítimo. Hasta que el obispo compostelano Diego Gelmírez ordena la construcción de galeras tripuladas por dos centenares de hombres que logran expulsar a las naves sarracenas.

A finales del siglo XV, en medio de las luchas entre la alta nobleza por un lado y el clero y el pueblo llano por otro, conocida como la lucha de los Irmandiños, la fortaleza de A Lanzada es destruida.

Durante los siglos XV, XVI y XVII, la pesca y la agricultura se convierten en las principales actividades económicas. Sanxenxo pasa de las guerras feudales a los enfrentamientos económicos por los derechos sobre la pesca y sus distintas artes. Surgen disputas entre los mareantes de Pontevedra y Combarro por un lado, y los de Sanxenxo y Portonovo por otro.

El desastre de la Armada Invencible vuelve a dejar las costas gallegas a merced de piratas como el inglés Francis Drake que, a finales del siglo XVI, saquea numerosas poblaciones. Más tarde, son los piratas turcos quienes interrumpen el comercio con el Levante español.

 

En el siglo XVIII, la jurisdicción de A Lanzada presenta una alta densidad de población: 67 habitantes por km2 en comparación con los 15 de media en el resto de España. La pesca y la agricultura siguen siendo las principales actividades económicas. La alianza franco-española tendrá graves consecuencias para la costa de Galicia, que hasta la firma de la paz con Inglaterra en 1778 fue objeto de constantes ataques de los navíos ingleses.

 

En el siglo XIX, la industria del salazón, introducida por los catalanes a mediados del siglo XVIII, se moderniza para poder competir en el comercio nacional. Esta industria se ve perjudicada por el diezmo que exigía la Mitra Compostelana. Afortunadamente para la economía gallega, no tardó en llegar la rebeldía contra el pago de este impuesto. En 1835 se constituye el ayuntamiento de Sanxenxo que incluye, además del término actual, el de ayuntamientos como Meaño y O Grove.

En los inicios del siglo XX, Sanxenxo empieza a destacar por sus cualidades naturales, convirtiéndose en lugar de veraneo de políticos y otros personajes de relieve social llegando a ser uno de los principales destinos turísticos de Galicia.

 

ESCUDO Y BANDERA

 

La Xunta de Galicia el 14 de Julio del 2000, informo favorablemente la propuesta de Rehabilitación del escudo heráldico y la creación de la bandera del Concello de Sanxenxo tras el estudio llevado a cabo por el funcionario D. Victoriano Andrés Otero Iglesias.

 

El escudo

El mueble heráldico "Brazo de guerrero con lanza" tiene su inspiración en la Fortaleza y Jurisdicción de La Lanzada, de la que la villa de Sanxenxo era la más importante y regentaba su capitalidad. Cuando en el año 1836 se forman los ayuntamientos de Nueva Planta en la provincia de Pontevedra, a la hora de elegir el sello municipal para estampar en los documentos oficiales, Sanxenxo elige las armas afines o la Jurisdicción de La Lanzada.

 

 

 

 La Bandera

La bandera de Sanxenxo esta conformada por nueve franjas amarillas y nueve franjas azules. Las nueve franjas amarillas representan a las nueve parroquias que conformaban el municipio, las 7 actuales y Arra y Gondar. Mientras que las nueve franjas de color azul simbolizan las nueve olas de la leyenda y el rito de fertilidad del mar de La Lanzada. A su vez también supone un tributo al mar que baña la costa municipal. Igualmente incorpora del mueble armero a la bandera con el mismo criterio historico reseñado para el escudo.

 

Imagen corporativa

El Concello de Sanxenxo, por acuerdo plenario decidió implantar una nueva imagen para conseguir una comunicación más fluida y directa entre la institución y la ciudadanía.

La nueva imagen presenta una nueva aplicación modernizada del escudo, colores corporativos fijos y los logotipos.

 

 

 

Los signos básicos de identidad visual del Concello de Sanxenxo pasan a ser el símbolo (simplificación del escudo histórico de Sanxenxo), los diferentes logotipos (denominación de la institución), el color de estos signos y la tipografía específica con que se componen los textos de los diversos soportes de comunicación

 

Concello de Sanxenxo © 2017  Concello de Sanxenxo
C/ Consistorio, 4-6 36960 Sanxenxo -- Tlf: 986 72 00 75 - Fax: 986 72 10 22